Fernando Limón, chef y propietario de La Sopa Boba

ensalada de tomate en tomatera¡Qué título más soso! Sin duda desmerece totalmente lo que representa en realidad… Ayer mismo leía en el Facebook de La Sopa Boba: “La ensalada de tomates más fresca del mundo, solo esta noche: ponemos la planta en la mesa, recolectas los tomates, te la aliñas y te la comes!” Y ¿te lo puedes imaginar?, te ponen una tomatera con pequeños frutos, junto a diversos aditamentos para aliñarla. Los que conocemos algo a Fernando Limón, ya nos esperamos algún “atrevimiento” de este tipo, aunque normalmente nos sorprenda. Pero a pesar de la imaginación que pone en la presentación de sus creaciones, creemos que no es lo más importante.

Fernando, un chef curtido en el emblemático restaurante Casa Paulino, de Madrid, stages y cursos alrededor del mundo y también con diversas sesiones junto a los hermanos Adriá, nos propone una variada cocina imaginativa, a veces con productos exóticos y casi siempre presentados en combinaciones originales. Lo que se ofrece en La Sopa Boba es un producto excelente, muy cuidado, casi mimado por su equipo, y con una presentación generalmente exquisita.

Fernando Limón La Sopa Boba AlpedreteNos recibe Teresa Serralta, maître de La Sopa Boba, y que completa un fabuloso tándem con Fernando. Enseguida nos sentamos y, ante un MIO (un sake espumoso con sólo 5 grados), empezamos a charlar…

dclc – Cuando llegas a casa después de trabajar, ¿te haces la comida/cena o te la hace alguien? Y si te la haces tú, ¿abres una lata o te lías con algo serio en la cocina?

FL – Según el día, a veces como directamente en el restaurante. Si no, me gusta llegar a casa y preparar algo, siempre que mi mujer no tenga algo preparado ya (que a ella también le gusta la cocina), pero sobre todo espero días libres en los que vienen los amigos y preparamos algo chulo para disfrutar, delante de la chimenea o en el jardín, según la temporada.

dclc – Además de la exclusividad de tus platos ¿cómo se te ocurren esos nombres y presentaciones?

Fernando Limón La Sopa Boba AlpedreteFL – Tanto mis platos como sus nombres se me ocurren por asociación, en ocasiones de los productos, las técnicas o su origen, y en otras ocasiones por el lugar o el momento donde se me ocurrieron.

dclc – ¿Cuál es tu receta más especial, la que recuerdas con más cariño o la que pasas más gusto preparando?

FL – Suelo ser bastante desapegado. Por lo general me suelo quedar con “la última rubia que pasa por mi cocina”, ya sabes, la última creación. Pero últimamente disfruto mucho cocinando para mi pequeño Guillermo, de nueve meses, que hay que decir que es de muy buen comer, y es una maravilla ver cómo disfruta cuando come sus polos de frutas o los inventos de papá, sin hacer ascos ni al wasabi!

Y con mucho cariño recuerdo el “salmón con uvas” de Paulino, que me costó mucho tiempo, intentos y trabajo que su madre Paca me dejase hacerlo.

dclc – ¿Tu tapa preferida? Y la acompañas con…

Entrevista Fernando LimónFL – Sin dudarlo: ¡las alitas de pollo! Soy un “friki” de las alitas, tengo hasta un llavero que me traje de Japón…. (con sonrisa pícara que no llega a carcajada). Bueno, respecto a la bebida tengo días, pero muchas veces depende del sitio. Si hay buenos vinos a probar me tiro a ellos, si no lo veo claro, una cerveza y voy sobre seguro.

dclc – Sabemos que te atreves también con la bebida, ya hemos probado esa ginebra tuya tan especial pero… ¿en qué más “bebercios” te estás metiendo?

FL – Poco más, algunos licores, hace tiempo ya que tenemos uno de regaliz, y ahora estamos trabajando en uno de hibisco. Y a veces “tiramos” de hierbas aromáticas de temporada para hacerlos (cilantro, romero,…).

Fernando Limón en La Sopa Bobadclc – ¿Hay algún ingrediente o alimento que prefieras no utilizar o al que le tengas manía?

FL – Sólo repudio los alimentos que estén protegidos, plantas o animales en peligro de extinción, por ejemplo.

dclc – Respecto a cocina “exótica”… ¿nos cuentas algo sobre tus últimos viajes?

FL – En los últimos tres años la verdad hemos estado en Japón, Vietnam y China. En todos ellos descubres productos nuevos o, más exactamente, diferentes formas de tratarlos, pero he de decir que el país que más me abrió los ojos en ese sentido fue Vietnam con su comida callejera, me lo pasé como un enano de puesto en puesto, probándolo todo, a unos precios, como no, de risa. Y pasear por esos mercados con los pescados vivos en barreños y una variedad de frutas y verduras que aquí no podemos ni imaginar, fue donde más disfruté. Japón ya esta más globalizado, por lo que está perdiendo parte de ese encanto. Y gran parte de sus tradiciones ya las han exportado. Pero cada viaje es una experiencia y lo recomiendo a todos.

dclc – ¿En qué medida críticos, estrellas Michelín y otros “opinadores” marcan o presionan determinadas tendencias en la gastronomía?

Fernando Limón La Sopa Boba AlpedreteFL – En nuestro caso procuramos no dejarnos influir por los críticos y semejantes, queremos disfrutar de lo que hacemos. Aunque hay que decir que hay modas en productos y técnicas, que pueden ser útiles para refrescar algunas ideas, aunque también suele conllevar un aumento de precios. No hay más que ver los pescados de descarte, que ya están a precio de lubinas.

dclc – Ahora muchos jóvenes se apuntan a escuelas de gastronomía ¿qué consejo “imprescindible” le darías a un joven que inicia sus estudios como futuro chef?

FL – Les diría que “cuidado! hay muchas pirañas en la pecera!”. Si dudan, que no lo hagan. Es un mundo duro, sin horarios, ni festivos y con una vida personal muy limitada. Si aún así están convencidos, que aprendan primero las bases, conozcan y prueben todos los productos que les pasen por delante y cuando controlen bien estas bases de la cocina mediterránea y las técnicas clásicas, es el momento de empezar a innovar y, sobre todo, de probar cosas de otros. Por supuesto sin dejar de viajar, cuanto más mejor, y así su paladar y su cocina se irán enriqueciendo.

dclc – Por último, dinos alguno de tus sitios preferidos para comer y el motivo.

FL – Sin duda Casa Paulino, en Alonso Cano, es un clásico de Madrid. Fue mi maestro, siempre con conocimiento de las vanguardias, pero respetando la tradición. Materia prima de primera, platos de siempre con versiones renovadas, cocina hecha con ganas y cariño, modesta, sencilla y elegante. También recomiendo Treze, en la calle San Bernardino, un sitio muy agradable con su nuevo Chef-Papá 🙂 Y es cierto que un hijo te cambia la vida, te renueva las ganas y las ideas, “recolocas” cada cosa en su sitio según la importancia que tiene, y eso se nota en el cariño y las ganas con las que se hacen los platos, pensando en su nuevo “heredero”… Papá y mamá esforzándose en levantar un negocio… eso es mucho más que un emprendedor, ahora hay ya un porqué para que todo salga bien.

Nos emocionamos un poco… acabamos el sake… y empezamos con la comida! Pero eso ya es otra historia…

Información sobre La Sopa Boba

Plaza de Guadarrama, 9  Alpedrete
Google Maps: http://goo.gl/D3mSYi
Teléfono: 91 850 63 70
Horario: De 13:30 a 16:00 y de 21:00 a 00:00. Cierra domingo noche y lunes todo el día.
Precio carta, alrededor de 25-30 €.
Web: www.restaurantelasopaboba.com
Facebook: www.facebook.com/la.s.boba
Twitter: @fernandolimon2

The post Fernando Limón, chef y propietario de La Sopa Boba appeared first on ddcomenloschefs.